sábado, 18 de agosto de 2012

Corey Crowder: El 'parche' atinado de Aíto

Volando hacia la canasta (Gigantes).
Pocos jugadores deben reunir el curioso dato que atesora Corey Crowder. Resulta que durante dos temporadas seguidas, la 93-94 y la 94-95, jugó en el Barcelona entrando mediada la campaña en sustitución de otro norteamericano (Dennis Williams el primer año y Roy Fisher el segundo). Y el cambio le salió espectacularmente bien a Aíto García Reneses en las dos ocasiones: en la primera, logró arrancar una Copa del Rey y en la segunda, reconquistó la Liga ACB que era patrimonio del Real Madrid de Sabonis (al que eliminó en semifinales). Fue la final del famoso triple de Ansley, para que os situéis.

Crowder era el jugador perfecto para un equipo como el Barça, más necesitado de especialistas que de estrellas. Gente para anotar había de sobra, con Xavi Fernández entonces como referencia exterior y muchos y buenos pívots. Se le pedía a Corey que ejerciese de secante defensivo y que en ataque desatascase la situación cuando fuese necesario. Más penetrador que tirador, cumplió con creces la tarea que se le asignó, pese a que ya digo que sus números no fuesen espectaculares (13,5 y 12,1 puntos con porcentajes aseados). No hacía falta más.

Ha cambiado de deporte.
Su condición de jugador 'de equipo grande' la confirmó en la siguiente campaña, la 95-96, en Murcia. Empezó la temporada y fue cortado en noviembre tras disputar únicamente doce partidos. Curiosamente, le suplió otro exazulgrana, el orondo Mike Jones, del que prometo hablar otro día. No había respondido a las expectativas de ser el 'go-to-guy'.

En su trayectoria, además de una sucinta etapa en los Utah Jazz (91-92) y otra en los Spurs (94-95) abundan sobre todo los equipos franceses. En el Chalon estuvo jugando hasta el 2005, cuando se retiró.

En fin, que hable él un poco, ¿no?. He conseguido su e-mail y os lo pongo literalmente (tras una traducción espero que no muy torpe). Atentos porque hay cosas curiosas.

"Javier

Gracias por pedirme que comparta mi historia y un poco de mi vida.

Sus libros.
Mi tiempo en España ha sido uno de los mejores de mi vida. El modo en el que los españoles viven y cómo me trataron es lo que siempre recordaré sobre todo. Me encantaba cenar a las diez de la noche y salir hasta las siete de la mañana de fiesta. ¡Qué vida! Jugar para el Barcelona fue una de las grandes recompensas de mi vida. Sé exactamente por qué son campeones todos los años: por la organización, porque todo está trabajado para que ganen... ¡Y también porque no quieren que el Madrid gane, jaja!.

Ganar la Copa del Rey y también la Liga es uno de los momentos más brillantes de mi carrera en el baloncesto .Jugar con el Gran Epi, el Gran Darryl Middleton, Tony Massenburg, Fred Roberts, Cuki Galilea y Quique Andreu y también ganar con estos tipos siempre permanecerá en mi memoria. Mi sueño es visitar algún día Barcelona de nuevo y sentarme con mis amigos para hablar del tiempo que compartimos juntos.

En la actualidad.
El hijo, Jae. Innegable parecido.
Hoy, paso gran parte de mi tiempo intentando ayudar a que mi hijo Jae Crowder consiga jugar en la NBA y también tengo una empresa que encuentra inversiones alternativas (?). También doy charlas. Intento conseguir compromiso para el desarrollo del jugador y hablar a jugadores actuales de la NBA sobre las cosas que tienen que manejar durante sus carreras. He escrito tres libros y tengo el título de 'executive coach'.

En mi tiempo libre, me encanta el golf e ir a pescar. Tengo cinco hijos, así es que gasto mucho tiempo ayudándoles con sus deberes...".

El Jae Crowder del que habla es el 34 del último draft, un alero de la universidad de Marquette con buenos informes. Cleveland traspasó sus derechos a Dallas.  Parece que puede tener un sitio en la plantilla de los Mavericks.

No hay comentarios:

Publicar un comentario